SINALTRAINAL

Sindicato Nacional de Trabajadores del Sistema Agroalimentario

Mar10232018

Last updateJue, 27 Sep 2018 9am

Audiencia final

Hacia una nueva fase del TPP en Colombia.

Con la asistencia de 3250 delegados de las distintas regiones de Colombia y de otros pueblos del mundo, representantes de organizaciones sociales, pueblos indígenas, defensores de derechos humanos,  partidos políticos, comunidades religiosas, comités de solidaridad, redes internacionales y personalidades democráticas, realizamos la audiencia final del Tribunal Permanente de los Pueblos Sesión Colombia. Doce jueces de diferentes nacionalidades integraron el jurado de la audiencia final, la cual estuvo presidida por el Premio Nobel de Paz Adolfo Pérez Esquivel.

Con este grandioso evento, hemos concluido la primera fase del TPP en nuestro país: la fase de visibilización y  justiciabilidad del terror de los estados y las transnacionales.  Esta audiencia fue el acumulado de un proceso de cerca de 3 años, de investigaciones, denuncias, movilizaciones, talleres, seminarios, asambleas populares, audiencias preliminares y audiencias especializadas en Colombia y en el exterior (agroalimentaria, minera, biodiversidad, petrolera, servicios públicos y genocidio indígena).  

Miles de hombres y mujeres de las distintas regiones de Colombia participamos en este importante proceso democrático; desde ahí  denunciamos y visibilizamos el genocidio que se viene cometiendo contra nuestro pueblo y el beneficio obtenido por las transnacionales.  Igualmente,   profundizamos en los planes integrales de vida, en los proyectos y en sueños  de  nuevo país, de Nueva Colombia.

La construcción de la otra Colombia posible, es urgente y necesaria y en eso nos hemos comprometido quienes  participamos en este importante proceso de lucha contra la impunidad y por la conquista de la democracia, la soberanía, la paz y el bienestar para los colombianos.

El fallo del Tribunal Permanente de los Pueblos: 

A la vista de los hechos probados, el Tribunal condenó  al gobierno de Colombia, a las empresas transnacionales matrices y sus filiales colombianas juzgadas en la medida de sus respectivas responsabilidades, a los estados cuya nacionalidad tienen las empresas matrices y las transnacionales analizadas, en particular al gobierno de los Estados Unidos de América. Igualmente, hizo varias consideraciones y recomendaciones a: las instituciones internacionales, al gobierno colombiano, a todos los gobiernos cuyas transnacionales fueron juzgadas y condenadas, a los insurgentes, al Fiscal de la Corte Penal Internacional, a la comunidad internacional,  a los accionistas de las empresas transnacionales y a la justicia colombiana.

Cómo hacer exigible el fallo:

El aporte obtenido desde las regiones en cada una las jornadas realizadas,  las síntesis de las audiencias especializadas, la profundización en temas específicos presentados en la audiencia final,  las experiencias latinoamericanas de resistencia frente a las transnacionales y los ejes analizados en las mesas temáticas del 23 de julio, nos entregan una herramienta muy importante para avanzar en la nueva fase del TPP en Colombia. LA FASE DE EXIGIBILIDAD.

El pueblo de Colombia presente en la audiencia deliberante del TPP nos hemos comprometido con la siguiente plataforma de lucha, como herramienta para resolver nuestros problemas fundamentales y hacer exigible el inmenso aporte hecho por el Tribunal Permanente de los Pueblos, el que se concreta en el fallo final del tribunal. Con estos dos instrumentos: fallo final del TPP y la plataforma de lucha, seguimos caminando la palabra y construyendo caminos de futuro.

A todas las organizaciones y a quienes participan del proceso les damos un gran abrazo por la jornada cumplida y los exhortamos a continuar avanzando en la construcción de nuestros sueños de justicia y libertad.

Nuestro compromiso con Colombia y América Latina.

Las Organizaciones sociales presentes en la Sesión Final del Tribunal de los Pueblos, realizada en Bogotá, Colombia, el 21, 22 y 23 de junio recomiendan a todas las organizaciones populares, a trabajadores, campesinos, mujeres, pueblos originarios, negritudes, estudiantes, profesionales, artistas, intelectuales, cristianos progresistas y a todos los colombianos demócratas y honestos:

I. Desarrollar una gran campaña nacional e internacional contra las transnacionales  que se denominará ¡No a la guerra de las transnacionales! ¡Sí a la Soberanía, la Democracia, la Paz, el Bienestar para todos los colombianos y Sí a la Integración Latinoamericana!.

II. Exigir que el fallo y las recomendaciones del TPP sea cumplido por las instancias nacionales e internacionales correspondientes.

III. Construir una Plataforma de Lucha para resolver nuestros problemas fundamentales, cuales son:

1. SOBERANÍA. Que implica:
A. Ruptura del Estado colombiano con el Plan Colombia y con todos los tratados militares, políticos, económicos y comerciales establecidos con las grandes potencias o con todos aquellos que afecten nuestra soberanía nacional.
B. Retiro de todas las tropas, asesores y mercenarios de agencias de seguridad privada extranjeras que se encuentran en el territorio nacional.
C. Expulsión de Colombia de las transnacionales que hayan cometido crímenes de guerra y de lesa humanidad.
D. Establecimiento por parte del Estado de un código de comportamiento estricto que ponga fin a los abusos de las transnacionales y limite su acción en el país.
E. Recuperación del derecho a la autodeterminación nacional.
F. Ruptura de los acuerdos extendidos o de otro tipo firmados por el gobierno colombiano con los organismos multilaterales (FMI, BM, BID, OMC).
G. Eliminación de la extradición y juzgamiento de los crímenes cometidos por connacionales en Colombia.

2. DEMOCRACIA. Que contiene los siguientes aspectos:
A. Convocatoria a una Constituyente Democrática y Popular que restaure la soberanía nacional, instaure una república democrática y un nuevo régimen político que reemplace el actual régimen narcoparamilitar, consagre y garantice efectivamente el pleno ejercicio de las libertades políticas, de los derechos económicos sociales, políticos y culturales y el respeto inalienable a los derechos humanos de los diferentes pueblos que forman nuestra nacionalidad, prohíba las privatizaciones y establezca la propiedad social sobre los sectores estratégicos de la economía nacional.

3. PAZ. Que contienes los siguientes aspectos:
A. Desmilitarización de la vida nacional y desmonte real del paramilitarismo.
B. Ruptura de la impunidad a través de la formación de un aparato de justicia eficaz, honesto, limpio de crímenes de guerra y de lesa humanidad y lejos de la influencia de los poderosos.
C. Garantía de verdad, justicia y reparación, de no repetición de los hechos y castigo ejemplar a los responsables de crímenes de guerra y de lesa humanidad.
D. Reconocimiento político de la insurgencia.
E. Negociación Política con la Insurgencia que desemboque en la firma de un Tratado de Paz que resuelva de una vez por todas el problema de la guerra en Colombia.

4. BIENESTAR. Que contiene:
A. Reforma Agraria Integral.
B. Reforma Laboral Democrática, que devuelva los derechos adquiridos a los trabajadores y garantice empleo y salarios justos a todos los colombianos.
C. Plan Nacional de Nutrición orientado a erradicar el hambre y la desnutrición.
D. Plan Nacional de Desarrollo Integral para el país.
E. Devolución de las empresas privatizadas al Estado.
F. Establecimiento de un Sistema de Seguridad Social Universal prestado únicamente por  del Estado.
G. Nacionalización de la Salud y la Educación y su acceso gratuito a la población en todos sus niveles.
H. Devolución de los territorios de los pueblos ancestrales y de las negritudes que han sido ocupados por terratenientes, transnacionales o explotaciones agroindustriales.
I. Retorno de los desplazados, devolución de las tierras a sus verdaderos propietarios y acompañamiento de un plan integral de apoyo económico y social para lograr su bienestar.
J. Protección a la Producción Nacional y plan de financiamiento para favorecer las actividades de los sectores no monopolistas.

5. INTEGRACIÓN LATINOAMERICANA. Que contiene:
A. Formación de una Coordinación Internacional de Organizaciones Sociales a fin de confrontar la acción global de las transnacionales.
B. Participación y apoyo al movimiento antiglobalización.
C. Integración de nuestra nación en el Alba, el Banco del Sur, Petrosur, Mercosur, Unasur y el Tratado Regional de Seguridad Suramericano. 
D. Promoción de la integración económica, política y social de los Estados latinoamericanos.

IV. Establecimiento de coordinaciones de base  locales, regionales y nacional de todas las organizaciones sociales que participaron en el TPP y que desean impulsar la Campaña contra las transnacionales.

V. Visitas a fábricas, empresas, barrios, colegios, escuelas, universidades, veredas, territorios de los pueblos originarios y negritudes para sensibilizar  a toda la población sobre la situación que vive Colombia con respecto a las transnacionales.